BOTOX

TRATAMIENTOS FACIALES

IMG_9879

BOTOX

El bótox es en realidad, la toxina botulítica tipo A. Bótox no es más que el primer nombre comercial que se le dio al descubrirse. Aunque en la actualidad hay muchos más, seguimos utilizándolo de manera genérica para referirnos a la toxina que produce botulismo. Lo que nos interesa de esta toxina es su capacidad para paralizar el músculo. 

El bótox se ha convertido, desde hace algunos años, en la solución más rápida y reclamada por quienes desean rejuvenecer su rostro. Sin embargo, en la actualidad su uso se ha extendido y sus propiedades se conocen mucho mejor

¿CÓMO SE REALIZA ESTE PROCEDIMIENTO?

El bótox se infiltra con una aguja muy fina en los músculos que producen el movimiento y la arruga. Aquí se encarga de inhibir la acetilolina de la terminación nerviosa en cuestión. Estas inyecciones de bótox son prácticamente indoloras y se pueden realizar en diferentes áreas faciales: el entrecejo, las patas de gallo, la frente y otras.

Lo maravilloso de este tratamiento es que también podemos controlar el grado de parálisis que queremos, con lo cual damos un resultado más natural y cercano a los deseos de nuestros pacientes.

Una sola inyección de bótox tendrá un efecto variable de entre 3 y 6 meses. Si las sesiones se repiten, el efecto se prolonga cada vez más debido a que no dejamos trabajar al músculo naturalmente y este se debilita.

Los factores que determinan la duración del bótox son el grosor de la piel, la gesticulación de la persona, la profundidad de las arrugas y a potencia del músculo.

Reproducir vídeo

NUESTROS TRATAMIENTOS

HORARIOS

Lunes 10:00 - 20:00
Martes 10:00 - 20:00
Miércoles 10:00 - 20:00
Jueves 10:00 - 20:00
Viernes 10:00 - 20:00

PIDE TU CITA