¿Qué es el mini lifting?

El mini lifting es un tratamiento quirúrgico de carácter estético que sirve para mejorar el aspecto general del rostro.

Se trata de una intervención más suave que el lifting, con resultados, efectos y tratamiento “mini”, de ahí su nombre. Es decir, el mini lifting es un lifting pero a pequeña escala.

Con el mini lifting se consiguen suavizar y eliminar los efectos del tiempo en la parte inferior del rostro. Existen muchos factores -como la dieta, el ambiente, la obesidad, el ritmo de vida, el propio paso de los años y otros- que hacen que nuestro rostro se llene de marcas de expresión, arrugas más o menos suaves y flacidez.

El mini lifting tiene por objeto dar a nuestra cara una imagen rejuvenecida, eliminando las arrugas más suaves, difuminando aquellas que son profundas y haciendo desaparecer la flacidez de las zonas más afectadas.

En definitiva, esta intervención permite definir el óvalo facial y tensar la piel del cuello.

¿Cómo lo conseguimos? Realizando unas incisiones invisibles en los lóbulos de las orejas desde las que, mediante el uso de instrumental médico, tensamos la piel de rostro y cuello.

Ventajas del mini lifting

Este novedoso y exitoso tratamiento tiene varias ventajas. Entre ellas, podemos destacar:

  • Resultados naturales.
  • Rapidez en la cirugía. Dos horas de quirófano son suficientes.
  • No existe la necesidad de aplicar anestesia local por lo que la cirugía y la recuperación son menos desagradables.
  • No requiere hospitalización. Como decimos, si el proceso se realiza conmini lifting def anestesia local, después de unas horas puedes irte a casa.
  • Es un método menos invasivo que, por ejemplo, el lifting completo.
  • Es económico, sobre todo si tenemos en cuenta sus resultados, así como otros tratamientos estéticos que ofrecen algo similar.
  • La recuperación es rápida permitiéndote volver a tu rutina en poco tiempo.

Tratamiento mini lifting

Comenzaremos por asegurarnos de que el mini lifting es el tratamiento adecuado. Para ello, realizamos un estudio preoperatorio que determinará que, efectivamente, esta es la mejor opción.

Si las expectativas del paciente y del profesional coinciden -teniendo en cuenta opiniones y sensaciones de ambos, así como del resto del equipo médico y posibles acompañantes del paciente- se procede a realizar el mini lifting. Eso sí, para ello es necesario que exista un consenso y satisfacción por ambas partes.

Así, si consideramos que este tratamiento no es el adecuado o que el paciente puede requerir de algún otro complementario, se lo hacemos saber para poder intercambiar opiniones y conseguir la mejor relación profesional-cliente.

Puesto que el mini lifting trata las partes media e inferior del rostro, es común realizarlo en combinación con otras prácticas como el estiramiento de párpados, la reconstrucción de nariz, la elevación de pómulos, etc.

La intervención, propiamemini lifting incisiónnte dicha, comienza con, una vez anestesiado el paciente, la realización de unas incisiones en los lóbulos de las orejas.
Desde ellas se procede a recolocar el tejido de las zonas a tratar y a eliminar el sobrante. Este
procedimiento se realiza con unas varillas que introducimos bajo la piel para alcanzar los músculos, tendones, etc. y moverlos hasta dejarlos descansar en una nueva posición.

Por supuesto, el trabajo es subcutáneo, la piel no recibe agresión alguna ni va a modificarse. Todo el cambio es a nivel interno. Sin embargo, debido a esta tensión, sí se verá estirada.

Este tratamiento lleva unas dos horas de quirófano. Al acabar, son necesarias algunas horas más de supervisión. En el momento en que se certifica que todo ha salido según lo planeado el paciente puede volver a casa, sin necesidad de hospitalización.

Tras el tratamiento

Una vez abandonas el quirófano son necesarias algunas pautas a seguir:

  • Mantener la cabeza erguida el máximo tiempo posible, incluyendo las horas de sueño.
  • No abusar de los antiinflamotorios.
  • Seguir, en cualquier caso, las indicaciones del facultativo en cuanto al vendaje, los hilos y los medicamentos.
  • No hacer deporte ni actividades de intensidad media o elevada en los días posteriores (alrededor de dos semanas).
  • Volver a la clínica a retirar los puntos cuando el especialista considere, normalmente en una semana.

Síntomas del mini lifting facial

Derivadas del proceso, es común que aparezcan algunas molestias pasajeras:

  • Tirantez en el rostro.
  • Hinchazón.
  • Hematomas en uno o ambos lados del rostro.
  • Dolor y/o picazón.

Resultados

Los resultados del mini lifting se dejan ver en unos cuantos días. Por supuesto, al principio la hinchazón será la principal protagonista. Sin embargo, no debes preocuparte, el trabajo de nuestros médicos estéticos especialistas está debajo, esperando para dejarse ver.

Si sigues las indicaciones que te damos,pronto verás tu rostro rejuvenecido, terso y libre de arrugas. La recolocación de tejido muscular es lenta, pues precisa de tiempo para asentarse con naturalidad.

Quedarán unas mini cicatrices en los lugares donde se realiza cada incisión. Si bien, estas se hacen en zonas poco visibles precisamente para disimularlas. Además, el trabajo de un buen cirujano es clave para difuminarlas, y en Medical Esthetic Group contamos con los mejores.

Con el mini lifting vas a conseguir resultados naturales en el rostro, que se verá joven y firme.

Y aunque no podemos retener el proceso natural de envejecimiento, la imagen del paciente siempre se verá mejorada conforme pasen los años.

 

Ver Promo